APELLIDOS.

La reina se complacía en echar judíos, los cuales, para evitar ser reconocidos, transformaron sus nombres, con lo que inventaron los patronímicos.
RODRIGO: Rodríguez.
PEDRO: Pérez- Peres.
GONZALO: González.
HERNANDO: Hernández.
NUÑO: Núñez.
VASCO: Vásquez.
.DIEGO: Diéguez.
BENITO: Benítez.
Etc, etcétera, etc….etc…

Anuncios
Publicado en: A

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s