NOVELA: REENCUENTRO. XXX. (treinta) 30 R

-Te voy a mostrar tu barrio.
-¿Sí?
-Sí. Vamos en auto, así no caemos en la tentación de llamar a alguna puerta.
– O sí.
Tu casa debe estar igual.
Allí vivieron los Casermeiro, de los que solamente queda Piti, a quien veo muy poco.
Algunas veces no acude a nuestros encuentros-que suceden los noviembres, segunda semana.
Muchos de su familia murieron, hasta un hijo, que era médico.
Está medianamente bien.
Le quedan cuatro hijos.
Yo no tengo trato frecuente con ella, porque no coincidimos en las salidas, y lugares.
Esto te lo cuento para darte alguna noticia de personas de tu pasado remoto

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s