NOVELITA CHICHÍN. XLIX. (CUARENTA Y NUEVE).

-¿Dónde dejamos, galleguita?

-¿Sobre qué tema, tesoro?

-El médico que te amaba.

-Estás hablando macanas. Solamente me trató como se debe hacer con un paciente. Me escuchó. No me dio la razón. Solamente fue mi amigo. Me aconsejó. Me prestó libros. Los comentamos.

Sentí que me trataba con respeto, cosa que no sucedía en mi casa.

Me hizo ver que todos tenemos defectos, y debemos ser siempre tolerantes.

Vos te estás burlando de mí.

Por eso inventaste esta pavada.

-Claro, chèri. Vamos a pensar en la comida de esta noche.

-¿Vamos al teatro, luego?

Vamos, vamos, adorado Chichín.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s